Santa Clara: Capital del cine aficionado en Cuba

Santa Clara: Capital del cine aficionado en Cuba
El documental Frente al Espejo, del Cine Club Cubanacán, dedicado a la actriz Eslinda Núñez, constituye el punto de arranque del 36 Festival de Invierno. Foto: Vicente Brito/Escambray.

El estreno del documental Frente al Espejo, dedicado a la actriz cubana Eslinda Núñez y con realización del Cine Club Cubanacán, de Villa Clara, marca este martes el inicio del 36 Festival Nacional de Cine de Invierno.

El estreno del documental Frente al Espejo, dedicado a la actriz cubana Eslinda Núñez y con realización del Cine Club Cubanacán, de Villa Clara, marca este lunes el inicio del 36 Festival Nacional de Cine de Invierno, abanderado de la vertiente aficionada de este arte en la Mayor de las Antillas.

Unas 78 películas se presentarán al concurso, cifra récord en la historia del encuentro, con géneros que van desde los documentales, la ficción, animación, video clips, video-arte y spots de bien público, según comentara a la Agencia Cubana de Noticias, Rolando Rodríguez Esperanza, al frente del certamen.

Hasta el venidero 16 de noviembre los amantes del séptimo arte estarán de plácemes en la central urbe a través de un programa que incluye talleres teóricos, de animación y la habitual proyección de filmes, plato fuerte del festival, acciones que tendrán por escenario el Foro Agesta de la Unión de Escritores y Artistas de Cuba, en el territorio; y la sala de video del cine Camilo Cienfuegos.

Agregó Rodríguez Esperanza que este 2019 se homenajeará especialmente a Santiago Álvarez, famoso documentalista cubano; se saludará el cumpleaños 60 del Instituto Cubano de Arte e Industria Cinematográficos (ICAIC) y estarán presentes importantes figuras dentro de la cinematografía nacional como la propia Eslinda Núñez, Manuel Herrera, Fernando Pérez, Raúl Rodríguez Cabrera y Lázara Herrera, viuda de Santiago Álvarez.

Representaciones de cineclubistas de provincias como Matanzas, Ciego de Ávila, Camagüey, Granma y los anfitriones villaclareños propiciarán también el intercambio de experiencias, que se extenderán hasta la sala de video en el reparto José Martí, el proyecto Para Una Sonrisa, del hospital pediátrico José Luis Miranda y a la escuela especial Marta Abreu, concluyó el especialista.

Con una amplia influencia en el desarrollo del cine aficionado en la nación, Villa Clara se precia por poseer una corriente activa del séptimo arte desde el año 1945, movimiento que aún con fluctuaciones continúa un arduo trabajo en pos de difundir los preceptos más raigales de la comunidad./Mayrín Arteaga Díaz.