Hoy día en el Memorial Granma, ubicado en el Museo de la Revolución, se exhibe para las presentes y futuras generaciones aquella embarcación, cuya azarosa travesía no ha concluido aún, y su principal conductor, Fidel, nos sigue trazando el rumbo a seguir.